Marca: SMARTWARES
P/N: FGA-13800
EAN: 8712836978737
Disponibilidad: Disponible a partir de 17/07/2024

29,99 ¤

*IVA Incluido

Smartwares FGA-13800 Alarma de monóxido de carbono wifi FGA-138

Con el detector de monóxido de carbono WiFi Smartwares FGA-13800, te asegurarás de recibir una alerta a tiempo, en todo momento, si la concentración de monóxido de carbono en tu hogar es demasiado alta. Empareja el detector con tu red WiFi y conecta el detector de CO a la aplicación Connected at Home. El detector tiene un sensor con una vida útil de 10 años y pilas reemplazables que duran 3 años. El monóxido de carbono es inodoro e insípido. Gracias a la potente alarma de 85 dB, podrás actuar para evitar una intoxicación por monóxido de carbono.

El monóxido de carbono, un intruso letal para tu hogar.

En invierno solemos acurrucarnos en el sofá con la calefacción encendida. En esos momentos es cuando el monóxido de carbono nos acecha. Si el sistema de calefacción no tiene un buen mantenimiento, puede liberarse monóxido de carbono. El monóxido de carbono es un gas letal que nuestros sentidos no pueden percibir. Por lo tanto, es de suma importancia tener uno o varios detectores instalados para asegurarte de recibir una alerta a tiempo.

Detector de CO sencillo e inteligente

¡Ahórrate el esfuerzo de instalar accesos o dispositivos de domótica adicionales! Todo lo que necesitas para empezar es el detector de CO FGA-13800 WiFi y tu smartphone. Solo tienes que instalar la app Connected at Home y conectarla a tu detector de CO, así podrás salir de casa sin tener que preocuparte por el monóxido de carbono. Recibirás una notificación push en tu teléfono siempre a tiempo para responder. Se recomienda colocar un detector de CO y una alarma de CO en cada planta.

Alarma potente y clara

La alarma de monóxido de carbono Smartwares FGA-13800 emite un sonido fuerte y claro de 85 dB que suena cuando se supera la concentración de monóxido de carbono permitida. La alarma se puede utilizar en espacios con una superficie de 20 m² a 40 m². El sensor tiene una vida útil de 10 años e incluye las pilas. Cuando la pila se esté agotando oirás un pitido breve, de esta forma sabrás que hay que cambiarla.

Fácil de instalar

El detector de monóxido de carbono funciona de manera óptima si se cuelga del techo y, al menos, a 1,85 metros de un dispositivo de combustión. Un buen lugar para colocar el detector es, por ejemplo, cerca de la caldera o la placa de cocina de gas. También puedes colocar el detector en el techo con los tornillos que se incluyen

Mantenimiento y prueba

El polvo y la suciedad pueden afectar al funcionamiento del detector de monóxido de carbono. Por tanto, es importante limpiar el detector todos los meses con un paño ligeramente humedecido y cada seis meses con una aspiradora. Sin embargo, no se deben utilizar productos de limpieza ni pintar el detector. Además, se recomienda probar el detector de monóxido de carbono mensualmente para estar seguro de que funciona correctamente.

Contenido de la caja:

  • Detector de monóxido de carbono, pila, manual, material para la instalación
  • Características:
  • Gracias al detector de monóxido de carbono, siempre recibirás una alerta si la concentración de monóxido de carbono es alta
  • La alarma de 85 decibelios suena si la concentración de monóxido de carbono es demasiado alta
  • Fácil de instalar y conectar a la aplicación Connected at Home
  • Puede usarse en calderas de calefacción centralizada, chimeneas y calentadores
  • Prueba el detector fácilmente pulsando el botón de prueba